El Santander investigado por fraude por enésima vez: ¡que les quiten la ficha bancaria ya!

El documento explica la reciente investigación por la Fiscalía de Colonia de las actividades delictivas del banco de Santander, presidido por Ana Patricia Botín, como colaborador necesario en un fraude fiscal masivo superior a los 55.000 millones de euros. La noticia está contextualizada previamente en el papel de la banca como uno de los principales causantes de la creciente y enorme desigualdad social global y la corrupción generalizada.


La banca siempre es una caja de sorpresas anti-sociales con apariencia formal hasta que es imposible taponar la porquería que acumula, y estamos en uno de esos momentos. La algarabía de la creatividad financiera ha permitido las desregulaciones financieras y la banca en la sombra dirigida desde paraísos fiscales donde las élites globales esconden la repatriación de beneficios del saqueo de pueblos y naciones. Sus medios de comunicación esconden como pueden que ese tinglado financiero, que domina el mundo, es poliédrico y dirigido desde “corporaciones” que se hacen pasar como “instituciones públicas” cuando en realidad son una cueva de ladrones privada.

En la mayor parte de la historia del capitalismo la base de creación de capital fue la expropiación de la plusvalía de los trabajadores para generar ingentes cantidades del mismo. La banca y las finanzas fueron adquiriendo fuerza en la medida que aquella acumulación de riqueza, de una parte, empequeñeció el circulante- el dinero – o – “el objeto por excelencia en esta sociedad” – como decía Carlos Marx hace ya más de un siglo. Y por otra parte, el capital consiguió reproducirse a si mismo liberándose de la sucia producción fabril. Así, el oro atesorado por los estados, en el Tesoro público, se quedo corto como medida del trabajo humano expropiado y acumulado como capital por generaciones de nuestra especie llamada humana. El patrón oro maniataba la libertad del capital para reproducirse a si mismo aunque en la práctica EE.UU., la potencia dominante, hacía tiempo había roto las costuras de fuerza que impedían la impresión ilimitada de dólares como moneda de reserva mundial.

Con el golpe financiero de Nixon desligando el valor del dólar del patrón oro la impresión de moneda alcanzó niveles estratosféricos. Además, la impresión de moneda -fiat- gracias a nuevos instrumentos bancarios de creación monetaria, liberados ya del metal precioso, desbridaron la deuda generada por la banca privada -el dinero digital- hasta la actualidad. Según el Banco de Pagos de Basilea – una organización privada más, con apariencia de institución- supera ya el 320% del PIB mundial. Como el negocio de la banca es crear dinero para prestarlo, y a interés, es lógico que su fin sea expandir la deuda. Pero los bancos no crean el dinero para pagar los intereses que cobran por lo que siempre falta dinero y eso también forma parte de la inestabilidad financiera y la causa misma de la inflación.

Es una deuda ilegítima por su origen e impagable que exige medidas cada vez más descaradas para salvar los balances bancarios con creatividad contable como las normas de Basilea que ayudan a hacerse trampas al solitario. Ni eso ha sido suficiente. En 2015 los bancos centrales “independientes” – BCE, Reserva Federal, BoE, etc… siguiendo la estela de Japón hacen que la impresora monetaria saque humo. El BCE acude al auxilio de la banca con los programas de expansión cuantitativa -QE- que a pesar de su magnitud (4,5 billones de euros de deuda comprada que van desde el balance de los bancos al del BCE) palidecen antes las cifras estratosféricas de los contratos de derivados financieros que nadie sabe a ciencia cierta su valor. No es que los bancos tengan problemas, es que son el problema porqué todos están en quiebra.

La creatividad contable bancaria en las normas de Basilea

Aunque supuestamente existen unos reguladores que velan por la transparencia contable de la banca, la realidad vista la crisis sistémica que vive se parece más bien a un contubernio de unos y otros para esconder la contabilidad creativa de los bancos para conseguir aquello de “demasiado grande para caer” y de hecho dominar la vida política y económica del país. Los llamados acuerdos de Basilea III pretenden disimular el desastre exigiendo a los bancos un ratio de –core capital– del 8% en un intento de poner bridas a un negocio desbocado. ¿Qué es core capital? Es el nivel mínimo de recursos líquidos que debe disponer una entidad financiera para afrontar situaciones de inestabilidad y crisis de las que ellas son la causa.

Entre los recursos que deben ser líquidos, al momento, se incluyen los conceptos de TIER 1 y TIER 2. Los recursos del TIER 1 están formados por las mismas acciones del banco no distribuidas (cómo si alguien fuera a comprarlas en caso de bancarrota) y las reservas depositadas en el banco central (% de los depósitos de los clientes) y el capital social del banco. El TIER 2 serían un capital suplementario donde se incluye conceptos que ya hacen dudar de todo: participaciones preferentes (lo de los abuelos!), deuda subordinada, ¡la revalorización de activos!, fondos de Obra Social, provisiones contra pérdidas (en cartera de negociación, titulizaciones, exposiciones a vehículos fuera del balance y a las exposiciones en derivados). Todo para poner los pelos de punta.

Basilea III establece una ratio del 8% lo que se calcula dividiendo aquel core capital por la totalidad de los activos de la entidad ponderados por riesgo. Y ahí está la trampa también. La contabilidad bancaria puede ser usada de mil maneras para simular un aumento de capital. Se puede subvalorar un pasivo o sobrevalorar un activo de modo que puedes manipular la ratio. Sí, es verdad que existen normas contables de valoración de riesgos pero no deben ser muy buenas visto lo visto. Y precisamente Basilea III sólo exige requerimientos de capital pero no entra en las normas contables de los riesgos.

Documentación consultada (*1 *2 *3 *4 *5 *6 *7 *8 *9 *10 *11 *12)

La Banca determina la política y no al revés

Una de las caras del poliedro bancario es el sometimiento que los señores del dinero han impuesto a los Estados y Parlamentos donde residía la supuesta soberanía popular. Se muestra en toda su virulencia cuando los burócratas -mandamases- del BCE laminan naciones como Grecia con la apisonadora de los intereses de las élites financieras. En nuestro país el golpe financiero por excelencia fue la modificación del artículo 135 de la Constitución española aceptado por todos los partidos del orden constitucional, en tiempos de Zapatero, que convierte a los leones de la Carrera de San Jerónimo en animales del circo de diputados electos movidos como marionetas por los oligarcas tipo Botín y otros que hay detrás de los grupos de inversión de riesgos internacionales como Blackstone o Blackrock.

Mientras el Banco Central Europeo compra toda la basura financiera limpiando los balances de la banca privada y de las grandes empresas, en la otra cara de la moneda, los presupuestos nacionales, que atienden las necesidades de la ciudadanía, se jibarizan año tras año dependientes sólo de unos impuestos menguantes, pues los que se reparten cada vez un trozo más grande de la renta nacional han dejado de contribuir al supuesto Estado de bienestar con infinidad de agujeros fiscales legislados por los mismos que dicen representar la caricatura de la soberanía popular del capitalismo. Aún así una Ana Botín tiene la cara dura de poner al Santander como garante de créditos para un nuevo Green New Deal que va esclavizar a las clases populares con más deudas ante la catástrofe ambiental provocada por ella y los suyos. No son pues de extrañar, las revueltas de las clases medias se suceden últimamente en muchos países.

Es lo que venimos explicando en estas páginas desde hace tiempo. Nunca la ciudadanía debería haber cedido el control del dinero a estos psicópatas sociales que practican el terrorismo financiero sin el más mínimo escrúpulo. La investigación que está llevando la fiscalía de Colonia sobre las actividades fiscales delictivas del Santander en el mayor escándalo fiscal europeo descubierto hasta hoy cercano a los 55.000 millones de euros muestra que en el mayor banco de España sus directivos si alguna cosa no tienen son escrúpulos.

La creatividad de la banca española en la elusión fiscal

Sabemos que según el medio de comunicación que miren encontraran información opuesta respecto de como la banca española contribuye al Impuesto sobre las Sociedades, que es el principal impuesto estatal sobre la actividad económica de las empresas. Las opiniones contrarias van de las que dicen que casi no pagan nada (*13) a los dicen que pagan bastante por debajo de lo que les tocaría (*14). Lo cierto, es que el rotativo Público en una investigación del 2018 confirma que en 10 años la gran banca no había tributado ni un euro por sus beneficios desde que estalló la crisis (*15). De hecho, el Impuesto de Sociedades les ha resultado a devolver en el conjunto de los últimos diez años, pese a que las entidades ganaron 84.000 millones, asegura el diario digital.

Público continua: “En los últimos diez años, la entidad que ha cosechado más beneficios es, con diferencia, el Santander (63.428 millones de euros), pero su saldo fiscal por Sociedades ha sido negativo en 1.900 millones. Al banco que preside Ana Botín no le sale a pagar ese impuesto desde 2011, pese a que nunca ha incurrido en pérdidas, ni siquiera en 2017, cuando absorbió al Popular, un banco que supuestamente estaba en situación de inminente quiebra…” al igual que a los otros bancos las devoluciones de Hacienda pasan a engrosar los activos que curiosamente contribuyen al “core capital“.

Aún así, para los que dudan o son recelosos aún de las cifras, los datos del Ministerio de Hacienda sobre la recaudación del Impuesto de Sociedades no ofrece lugar a dudas: sólo supone ya sólo el 13% del total de la recaudación fiscal del Estado a pesar del peso económico de la banca española(*16). Dicho de otra manera, el 85% de la recaudación fiscal recae sobre los trabajadores, autónomos y pequeños empresarios.

  …………………………………………. desplome recaudatorio del Impuesto de Sociedades ………………………………………….

Piratas fiscales: el papel del Santander en la estafa cum-ex al estado alemán

Por si fuera poca la creatividad fiscal de la banca, el Banco Santander nos brinda una nueva sorpresa por el que está siendo investigado por hechos presuntamente delictivos junto a varios bancos en la mayor estafa fiscal conocida usando la técnica denominada cum-ex y que superaría los 55.200 millones según Diario16 (*17). Según este medio el mecanismo del fraude -cum-ex- operaría a través de la compra «a corto» de acciones de empresas cotizadas en periodos próximos al reparto de dividendos. Los presuntos defraudadores concertados entre si ejecutarían, en un breve periodo de tiempo, multitud de transacciones de compra y venta de un gran volumen de las mismas acciones de manera que aparentaría varios titulares de las acciones al mismo tiempo, que obtendrían certificados fiscales con los que reclamarían varias veces la misma devolución de impuestos que sólo habían sido pagados una vez. La estafa afectaría a varios países como Alemania y España.

Los requerimientos de la fiscalía alemana al fiscal español, Luis Rodríguez Sol, han recibido un portazo, lo que es una muestra más de la connivencia de la justicia con la banca en nuestro país. Todo parece indicar pues que a la fiscalía española les interesa la colaboración de la fiscalía belga para detener a Puigdemont pero cuando se trata de investigar al Santander no sólo no se investiga en España la comisión del delito -cumex- sino que se niega la colaboración intracomunitaria.

No es de extrañar pues que sea el único banco que no ha sufrido aún registros pero Diario16 asegura que la presunta relación de la entidad con el fraude sería directa ya que, además de ejecutar las compras de acciones «a corto» también facilitaban la financiación para esas compras por lo que llegaban a cobrar un porcentaje del dividendo en vez de una simple comisión. Otras de las entidades investigadas son Deutsche Bank, UniCredit según explica El Confidencial y una red de 18 medios europeos, coordinados por la organización alemana sin ánimo de lucro Corrective, explican también el que podría ser el mayor fraude fiscal de la historia de Europa (*18).

Según El Confidencial, Podemos reclamará a la Comisión sobre Delitos Financieros y Evasión y Elusión fiscales (TAX3) que celebre una audiencia pública con diversos bancos europeos, entre ellos el Santander, para que respondan ante su presunta aparición en el sumario judicial abierto en Colonia desde el pasado mes de junio. El diputado Miguel Urbán de Podemos exige que la Comisión Europea plantee “sanciones claras como la retirada de las licencias bancarias en los casos de que haya reiteración de estas actitudes de fraude y pide que se le quite la ficha bancaria para poder operar como institución financiera si llega el caso.

La solución al expolio financiero: Banca publica con expropiación de la banca privada.

El profesor Juan Torres López lo tiene muy claro: “Una agencia pública financiera o banco podría crear todos los medios de pago sin ánimo de lucro y sin apenas ningún coste, simplemente controlando que se mantenga la proporción adecuada entre actividad económica y medios de pago. O incluso con intereses que podrían revertir en la misma sociedad “.

Es importante señalar desde el punto de vista ecológico que debe haber una relación directa entre los medios de pago y la producción, o lo que es lo mismo, el dinero debería crecer sólo en la misma medida que la producción y la riqueza generada en todo caso. Aunque los marxistas quieren abolir el dinero -convención humana- pues es la fuente última del poder pero lo dejamos porqué entraríamos en los temas de creación monetaria que tanto nos gustan aquí.

Lejos de ello, el capitalismo y especialmente el globo de deuda necesita crecer indefinidamente para sustentarse externalizando los costes hasta el límite de provocar hoy una catástrofe ambiental. Después de muchos siglos la fórmula del interés compuesto demuestra que no se puede sostener en un planeta finito (*19).


Notas:

  1. wikipedia, basilea III.
  2. Banco Internacional de Pagos- BIS, Basilea III: marco regulador internacional para los bancos.
  3. LA INFORMACIÓN, ¿Qué es el capital de calidad o ‘core capital’?
  4. economipedia, que es el core capital.
  5. economipedia, ¿qué es TIER 1?
  6. economipedia ¿ qué es TIER 2?
  7. el blog salmeón, Los dos niveles de capital: la exigencia de Draghi para evitar problemas en los test de estrés bancario.
  8. Expansión.com, Pero, ¿qué es el ‘core capital’?
  9. La Jornada.mx, Alejandro Nadal, el arte del fraude contable: Basilea III.
  10. wikipedia, capital equity.
  11. wikipedia, deuda subordinada.
  12. finanzas para todos, reservas bancarias.
  13. infolibre.es, Los grupos bancarios pagan un tipo del 2,8% en el Impuesto de Sociedades.
  14. abc.com, La banca pagó 2.000 millones de impuesto de Sociedades en 2018.
  15. publico.es, La gran banca no ha tributado ni un euro por sus beneficios desde que estalló la crisis.
  16. el confidencial, El gran agujero del Impuesto de Sociedades: cómo timar a la mayoría social.
  17. diario16, El Santander, involucrado en el mayor fraude fiscal de Europa.
  18. el confidencial, dossier: Dividendos BLACK.
  19. Ganas de escribir, Juan Torres López, Todo el crecimiento de la deuda pública en la UE desde 1995 corresponde a intereses. Según los datos históricos de Eurostat, desde 1995 -año en que comienzan a proporcionarse datos para la UE(19)- hasta 2018, la deuda total aumentó en 5,79 billones de euros y durante esos años se pagaron 6,4 billones de euros en intereses. Es decir, el 110,6%. Lo que significa que no sólo la totalidad del crecimiento que ha tenido la deuda pública europea en los últimos 18 años, sino incluso un poco más, corresponde al pago de intereses.
    En España, ese porcentaje ha sido menor pero también muy elevado. En el mismo periodo, la deuda pública aumentó en 877.503 millones de euros y se pagaron un total de 569.592 millones de euros en intereses, lo que representa el 64,9% del incremento de nuestra deuda pública.Dicho de otra manera: si los gobiernos europeos hubieran tenido acceso a la financiación del Banco Central Europeo, que crea el dinero de la nada y puede prestarlo, por tanto, sin interés, la deuda pública europea no constituiría ningún tipo de problema para los gobiernos.

SEGURO QUE LE INTERESA:

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos sobre el derecho a la vivienda y contra los que especulan con nuestras vidas. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies